Fondo de libros de texto

Banco de librosEstimadas Familias,

La AMPA junto con la Dirección del Colegio y la colaboración de los tutores de los cursos de 3º, 4º y 5º, promoviendo la participación de la Comunidad Educativa, pone en marcha un proyecto de Fondo de Libros.

Este proyecto tiene 2 ámbitos de actuación:
1. La cesión de los libros de los alumnos que terminan curso, para su reutilización por los niños del siguiente curso, con el compromiso de cuidarlos y reintegrarlos al Fondo en el mejor estado posible, intentando así que los niños y niñas tomen conciencia de que es importante cuidar el material.
2. La gestión de la compra directa y conjunta de todos aquellos libros que falten para completar el Fondo de Libros, a editoriales o librerías, intentando conseguir así mejores precios y un ahorro a las familias.

Los beneficiarios serán todos los alumnos del Centro que cursen el año que viene 3º,4º,5º y 6º de Primaria y tiene tres claros objetivos: fomentar los valores de igualdad, solidaridad, responsabilidad y respeto (a un material que deja de ser de uso particular y pasa a ser comunitario), reducir gastos y reciclar.

Para el adecuado desarrollo del proyecto toda la Comunidad Educativa ha de estar implicada, Dirección del Colegio y Profesores ya han comunicado su decisión de colaborar, por lo que os pedimos a vosotros, padres y madres, vuestra colaboración para que el Fondo de Libros sea lo más exitoso posible. En breve se os facilitará un formulario para que los que, voluntariamente, queráis participar en este proyecto así lo indiquéis.

Por último, deciros que el próximo jueves día 28 de Mayo a las 16.00h. hemos organizado una reunión informativa sobre este tema y hemos invitado a nuestro Colegio, al Director del Colegio Público Buenaventura González de Bezana, para que nos explique su experiencia, de varios años, en la organización del Fondo de Libros y los beneficios que reporta.

Esperando sea de vuestro interés solo queda decir que ¡os animéis a participar, nos beneficiaremos todos!

Un saludo,

La Junta Directiva de la AMPA

logotipoampacabomayor

Anuncios

La ciudad ideal

“Para que el ciudadano pueda estar activo en la transformación de su ciudad, debe sentirse reconocido como sujeto transformador. Hemos decidido vivir en una ciudad y en esa decisión está implícito que necesitas de los otros y eliges esa cooperación entre muchos para estar mejor. En ese reconocimiento de que nos necesitamos todos, la discusión viene necesitada de nuestro protagonismo.

Es necesario que la planificación de las ciudades sea a partir de las necesidades reales y, por tanto, hace falta un diagnóstico real de lo que hace que nos sintamos mejor o no. Hay que reivindicar la ciudad como el lugar donde te juntas con los demás, donde aprendes de los demás y donde transformas la realidad con los demás.”

urna

En un papel de 30×10 cm (lo que mide una papeleta) tendríamos espacio suficiente para transmitir algunos de nuestros deseos para esa ciudad que queremos, esa ciudad ideal en la que nos gustaría vivir. Está prohibido escribir en las papeletas pero en este blog… nos encanta la participación.

nombre

“Hubo un tiempo en que las ciudades estaban cercadas de murallas y de puertas que se cerraban al anochecer; de barreras a partir de las que comenzaba el campo, el espacio de libertad, de aire libre, de naturaleza asilvestrada, al que, como reclamara Unamuno, se podía llegar andando sin perder la calma propia del tiempo de descanso.

Un doble territorio de libertad y de orden, en el que convivían abuelos, padres y nietos, todos cercanos en plazas y calles, todos en armonía paseando, jugando y yendo de acá para allá a pie y sin mayores agobios y precauciones.
Luego se derribaron murallas y se abrieron puertas: las ciudades fueron creciendo y ganando en comodidad y progreso, pero, al mismo tiempo, se iban tejiendo tupidas redes de nuevas barreras, que vuelven hoy a cercar nuestras ciudades. Polígonos industriales, centros comerciales, autopistas salpicadas de rotondas…: el espacio de libertad se va quedando cada vez más lejos, y para llegar a él hemos de servirnos del automóvil, otra nueva forma de esclavitud.
Nietos, abuelos y padres han de moverse atados a un cinturón, que llaman de seguridad; los más pequeños han de jugar en parques infantiles, mientras que a los mayores se les ofrecen pintorescas baterías de ridículos aparatos para, es de suponer, mantenerse en buena forma física y mental.
Y uno, que ya es abuelo, que gusta de andar y de jugar con sus nietos, que ha recuperado algo de su ya lejana ingenuidad infantil, y que (entiéndaseme bien) en modo alguno querría volver a tiempos pasados, se atreve a preguntar a los candidatos a munícipes que en estos días tratan de encandilarnos:
¿Podrían ustedes, si no es mucha molestia y sin traicionar ni disfrazar sus principios, hacer posible que las ciudades recuperaran la cercanía entre viejos, adultos y nietos?, ¿que unos y otros pudieran trabajar y jugar en armonía?, ¿que hubiera menos barreras y carriles y más caminos?, ¿menos baldosas y más árboles y arbustos?, ¿más espacios libres para jugar y menos parques infantiles acotados?, ¿podrían diseñar artilugios a la medida de niños y de viejos, aunque resultaran menos espectaculares?
¿Por favor, podrían hacer, o intentar al menos, que nuestras ciudades sean más humanas?”

nombre2

“Mi ciudad ideal sería un lugar en el que ninguna persona ni ser vivo sufriera. Nadie pasara hambre, penurias, enfermedades…

Cuidaríamos el planeta en el que vivimos. No le contaminaríamos y respetaríamos a todos los seres vivos que lo habitan. No se conocerían las armas, ni las guerras.
En mi ciudad ideal no habría dinero, ni intereses económicos que corrompieran a las personas, habría una cooperación entre todos para ayudarnos los unos a los otros.
No podría faltar el amor y el cariño de las personas a las que queremos, no podría faltar los mares, los ríos, las montañas y la inmensidad de seres vivos que lo hacen tan bello.
No podría faltar la sonrisa de un niño, que hace que olvides que ese mundo ideal es solo eso, una utopía.
Gracias por hacerme partícipe!!!”

nombre3

“Después de momentos de reflexión sobre mi ciudad ideal me decidido a empezar. La vida me llevó a vivir en Santander, donde pienso que si eres amante de la tranquilidad y naturaleza  no estamos mal, pero dista mucho de ser mi ciudad ideal. Para mí una ciudad ideal sería aquella en la que los  coches, motos…no pudieran circular dentro de ciertas zonas céntricas, donde el transporte sostenible fuera el predominante, donde hubiera más parques y zonas verdes,  donde el paseo no estuviera perfectamente pavimentado, sino que tuviera algo más de aventura y autenticidad. Los niños tuvieran libertad para correr en amplias zonas no estos parques-maquetas que hacen hoy en día. Donde La cultura y el ocio fuera accesible a todos los bolsillos. Donde todos los ciudadanos tuvieran sus necesidades básicas cubiertas: accesos, salud, alimentación…, y donde las zonas de viviendas no estuvieran distribuidas según tu estatus social  y así fuéramos todos un poco más tolerantes con las diferencias.”

nombre4“Me siento y sueño, y veo una ciudad con muchos músicos callejeros,  enamorándome de la vida escuchándoles,  bailando con mis hijos ,con amigos, con desconocidos, inyectándome ráfagas de alegría, chutes de endorfinas callejeras.  Cierro los ojos y veo muchos parques parecidos a los ingleses, a Hyde Park por ejemplo. Me veo leyendo en el suelo apoyada en un árbol, jugando al fútbol con mis hijos, y comiéndome luego un rico bocata.  Por favor que no desaparezca el Palacio de la Magdalena de mis sueños. Un baño en el embarcadero y una siesta en el árbol que otea Bikini. Mataleñas también sigue en mis mejores sueños porque siempre despeja las nieblas de la vida, y respiras horizonte.

Me imagino  una ciudad con coles, institutos, y universidades con hierba, con parques, con flores, y con huertos, para que desde niño sientas la belleza de la naturaleza en cada estación, para que no te quieras alejar de ella, y aprendas a cuidarla siempre. Para que crezcas en un patio con hierba y flores en vez de con cemento. Porque creo que seríamos ciudadanos menos grises, y hace falta tanto el color para vivir.
Me gustaría una ciudad con centros municipales para los adolescentes y jóvenes en todos los barrios, coordinados por educadores, que estuviesen abiertos las tardes noche y los fines de semana. Centros decorados por los adolescentes de los barrios, con muchos libros, instrumentos de música, juegos, ordenadores…. imagino un poco como los locales de Berlin. Para que todos los chicos y chicas de todos los barrios a ratos puedan encontrar su lugar en el mundo junto a otros. Y seguro que ayudaría a que esos futuros ciudadanos fuesen más cultos, más constructivos, creativos, y solidarios. Me gustaría una ciudad con muchas bibliotecas y abiertas los fines de semana. Y desde alguna que se viese al mar, y me veo leyendo allí el periódico del domingo. También me gustaría que los fines de semana hubiese monitores contratados para que en las playas hagan actividades con los niños, sobre todo con aquellos que trabajan sus padres los fines de semana. En los meses de buen tiempo veo a los niños jugando a las palas, bañándose, al fútbol…. Y en los meses de invierno actividades en la biblioteca.
Me gustaría una ciudad con muchos  locales culturales y con muchos artistas, porque ayudan a que una ciudad no se duerma, a que se deprima, a que se atonte, a que sea más alegre y siempre siga descubriendo. Y que no se olvide la belleza, tan necesaria para vivir.
Me gustaría una ciudad donde los jóvenes se quieran ir de la ciudad por ganas de aventura, pero nunca por necesidad o porque no encuentran trabajo. Una ciudad que no expulse a sus jóvenes, a aquellos que se quieren quedar porque aman su tierra, su gente y quieren continuar viviendo en la tierra que nacieron. Una ciudad generadora de proyectos científicos, artísticos, tecnológicos, médicos, gastronómicos…. que generen empleo. Una ciudad de de muchos proyectos. Una ciudad energética. Y veo una ciudad con menos ancianos en las residencias , porque muchos de los hijos se han podido quedar a vivir en la ciudad de sus padres.
Me gustaría una ciudad volcada en su tierra, donde consumiésemos mayoritariamente la leche de nuestros ganaderos, la carne, la verdura, los huevos…. y todo ecológico, generando empleo en el entorno rural cercano. Donde fuéramos más conscientes de que así nos cuidaríamos a nosotros y nuestra tierra. Y también me imagino una zona marítima donde se respetasen las construcciones navales antiguas, y se instalasen las mariscadoras de Pedreña, y las cofradías de pescadores  a vender sus productos con un vinito blanco como en algunas zonas de Francia. Me imagino otras casetas llenas de piraguas, de fácil alquiler, para que sea fácil remar en piragua por la bahía y llegar a darte un baño al puntal. El puntal también siempre sigue en mis sueños, y claro quitaría las construcciones feas de Somo.
Me gustaría una ciudad con más carriles bici.
Me gustaría vivir en una ciudad donde no hubiese mucha desigualdad social y económica entre las personas, y no hubiese personas viviendo en riesgo de exclusión social.  Porque una ciudad muy desigual es siempre una ciudad infeliz. Quiero una ciudad donde el Ayuntamiento subcontrate las basuras, la limpieza y el mantenimiento de parques y jardines a empresas sociales locales, entendiendo por sociales a empresas que estén obligadas legalmente a reinvertir sus beneficios en generar nuevos proyectos sociales en su ciudad. Una ciudad que potencie el puerto por toda la actividad económica que genera y el aeropuerto también como motor económico. Una ciudad que mime a los profesores y médicos para las escuelas y los hospitales sean su mayor fuerza, porque una ciudad de ciudadanos con una buena educación y salud, será siempre una ciudad de personas felices.  Una ciudad donde los empresarios inviertan en proyectos generadores de empleo, de ideas, pero siempre sostenible nunca especulativos.
Me gustaría una ciudad más respetuosa y paciente con los ritmos diferentes de las personas con capacidades diferentes. Por eso en mi ciudad veo a algunas de estas personas vendiendo helados, atendiendo en las bibliotecas, vendiendo ropa….
Y claro por pedir me gustaría una ciudad sin enfermedades donde el único dolor fuera el de la muerte y el del desamor. Y si hubiese algún mago que quitase los males del desamor pues todavía me gusta más esa ciudad.”

nombre5
“Mi ciudad ideal sería sostenible, todos los edificios producirían su propia energía, la gestión de reciclaje de residuos sería tan buena que no se generaría basura, sino que todos los materiales se reutilizarían.

Sería totalmente peatonal en superficie, donde todas las calles serían zonas verdes, llenas de arbolado y animales. Se dispondrían zonas de huertos urbanos distribuidos de manera que todas las personas pudieran cultivar su propia comida. El transporte de personas y mercancías sería mayoritariamente mediante metros eléctricos subterráneos.
Se primarían las actividades culturales, educativas y deportivas gratuitas para los ciudadanos.
Se fomentarían las actividades que favorecieran la confraternización de las personas, de manera que se formasen comunidades basadas en la amistad y la ayuda.”

nombre7

“Acepto el reto de contar como es mi ciudad ideal, cómo me gustaría que fuese nuestra ciudad, Santander.

Siempre tomo como referencia aquello que conozco así que mi ciudad ideal seria una mezcla de muchas ciudades y todas con un denominador común, una ciudad con espacios abiertos, con ausencia de ruido y de color verde, pero sobre todo una ciudad donde haya igualdad, justicia y libertad.

Hace un año estuve en Berlin. De esa ciudad exportaría esa sensación placentera de pasear por sus calles mientras escuchas el piar de los pájaros, sus parques que casi parecen o son bosques, cantidad de guarderías, escuelas infantiles, zonas de juegos…incluso los comercios, hostelería estaban diseñados, pensados para familias.

Me gustan las ciudades donde puedes desplazarte de punta a punta en bicicleta, con buen transporte público y con una buena agenda cultural.

Como decía al inicio me parece fundamental que haya equilibrio, igualdad, que cada uno de los barrios de la ciudad estén debidamente dotados tanto a nivel deportivo, social, educativo, sanitario o cultural, una ciudad sostenible.

Además debe ser una ciudad de oportunidades económicas, no solo una ciudad bonita para vivir, que sea una ciudad donde también puedas trabajar, desarrollarte profesionalmente, que no expulse a los jóvenes por falta de oportunidades.

A mí me gustaría que Santander fuera una ciudad integradora, donde cada ciudadano encuentre su sitio.

Para terminar, como creo en la igualdad de oportunidades, en el estado de bienestar, en los derechos sociales y las libertades individuales también me gustaría que mi ciudad ideal tuviera unos buenos gobernantes, honrados, honestos, cercanos y “transparentes”, porque creo que las instituciones son el lugar adecuado para alcanzar las metas que hacen de una sociedad un espacio público más justo, más solidario y más avanzado.

Un saludo a toda la comunidad educativa.”

nombre6“Para nosotros la ciudad ideal debería ser ante todo tranquila y accesible a todas las zonas de la misma en medios de transporte sostenibles: bici, patinete, caminando, etc.

Con amplias zonas verdes y situada en un entorno natural bonito. Con oferta de ocio y tiempo libre para todos.

Los servicios públicos, principalmente sanidad y educación, que fueran vanguardistas y de calidad.

Y sobre todo que sea una ciudad con gente amable, tolerante y alegre.”

Vuestra participación hace mucho más interesante este blog. Gracias a Ane, Eugenia, Nacho, Lucía, Zara, Mabel y Juan.
Si tú también quieres que sepamos cómo es o sería tu ciudad ideal, puedes hacerlo a través de los comentarios del blog.

A&A del equipo del blog

Último día en Potes…

Todo va muy bien. Anoche estuvimos haciendo un juego nocturno por el pueblo. A varios les entró “mieditis”, pero todo concluyó felizmente. Nos echamos a dormir y… ¡como benditos!

Ahora nos levantamos, aseo obligatorio (la ducha fue ayer, antes de cenar), recogida de ropa y pertrechos… pero no cabe en las bolsas o maletas. A continuación, desayuno con cacao, galletas, sobaos y cereales.

Del desayuno quedaron los restos…

IMG-20150522-WA0006

Los sacos no cabían en sus respectivas bolsas, y las maletas no tenían espacio suficiente para contener la ropa que había venido en ellas. O sea, todo dentro de lo normal en estos casos.

IMG-20150522-WA0004

El equipaje ya está listo para el regreso, con un fondo de paisaje excepcional.

IMG-20150522-WA0008

“Sombra”, la perra de Carlos, nos ha acompañado durante estos tres días. Ahora ya sabemos por qué se llama así…IMG-20150522-WA0011[1]

Uno de los juegos tradicionales ha sido el de los osos a la captura de los salmones. Lo hemos practicado en la bolera del pueblo. IMG-20150522-WA0012[1]

En el rocódromo, instalado en la fachada del albergue, hemos aprendido nociones de escalada y hemos ascendido hasta lo más alto, ¡CASI HASTA EL TEJADO!

IMG-20150522-WA0014[1] IMG-20150522-WA0017[1]

Segundo día en tierras lebaniegas

Los nervios de la primera noche fuera de casa han hecho efecto. Algunos de los chicos se han despertado apenas clarear el día, con el revuelo consiguiente. Lo de las chicas, igual, pero a grito pelado… ¡¡QUE ENERGÍA!!

Tras un fuerte desayuno, todos preparados para la marcha matutina…

IMG-20150521-WA0009 IMG-20150521-WA0008

Subiendo por el bosque, respirando aire puro,observando labores de horticultura, conociendo árboles… En fin, disfrutando de la naturaleza…

IMG-20150521-WA0025IMG-20150521-WA0021IMG-20150521-WA0020IMG-20150521-WA0015

Desde lo alto de una campera contemplamos la majestuosidad del valle allá abajo. Hay vacas por los alrededores: ¡¡¡la leche no sale del frigorífico!!!

Por la mañana hemos llegado a Pendes, a la quesería de Pedro Velarde, quien muy amablemente, junto con el maestro quesero José Antonio Alonso, nos explicaron el preceso de elaboración de los quesucos de Liébana. Posteriormente, algunos compraron quesos.

IMG-20150521-WA0027

Desde Pendes regresamos a Cabañes, ascendiendo entre carretera y senderos a través del monte. El camino era largo, con barro en pequeños tramos. Llegamos a comer a las dos.

IMG-20150521-WA0017IMG-20150521-WA0029

El menú de mediodía ha consistido en garbanzos con chorizo, abóndigas con patatas fritas y sandía.

IMG-20150521-WA0030

Por la tarde, hemos realizado talleres, tras un descaso hasta las 16:30.Los talleres han estado dedicados a la apicultura (extracción de la miel de las colmenas), arcilla y elaboración de pan. Han resultado muy amenos y hemos participado con ganas.

IMG-20150521-WA0031IMG-20150521-WA0037IMG-20150521-WA0036

Noticias lebaniegas…

Liébana nos ha recibido con los brazos abiertos. Tomás y Mónica nos recogieron en Santo Toribio. Visitamos el Monasterio incluyendo la reliquia del Lignum Crucis.

IMG-20150520-WA0022

Visitamos y recorrimos el Centro de Interpretación en Tama, donde hicimos un alto para comer y jugar.Seguidamente fuimos a Potes y recorrimos la villa comprando algún detalle.

IMG-20150520-WA0025

IMG-20150520-WA0029

Posteriormente subimos a Cabañes. Nos acomodamos y después subimos en grupo a la Cueva de Fontepara, en lo alto del pueblo.

IMG-20150520-WA0031 IMG-20150520-WA0024

Hemos cenado a las ocho y media, y después hemos estado de juegos nocturnos. Todo transcurre con normalidad.

IMG-20150520-WA0034

¡Hasta mañana!

Bisóntere en Santillana del mar

  • Más de treinta espectáculos -la mayoría gratis y el resto cuestan entre 1 y 4 euros- y una exposición en el Museo Jesús Otero centran los actos de esta edición
  • El VIII Festival Internacional ‘Bisóntere’ reunirá en la villa a 14 compañías los próximos días 29, 30 y 31.

Desde el clásico polichinela del italiano Luca Ronga hasta el espectáculo más vanguardista llegado de Canadá -la compañía Magali Chouinard estrena en España ‘La femme Blanche’-, Santillana del Mar acoge el próximo fin de semana del 29, 30 y 31 de mayo el VIII Festival Internacional ‘Bisóntere‘ de títeres. Catorce compañías internacionales recalarán en la villa con sus últimas novedades para todos los públicos. Desde un circo submarino, hasta el guitarrista más pequeño del mundo o un viaje al mundo de los cuentos, los títeres llenarán con su magia Santillana.

‘Bisóntere’ es un festival para todos los públicos, con funciones para familias y también con otras propuestas para un público adulto. Se trata de un festival de calle, con espectáculos gratuitos en su mayoría y otros cuestan entre 1 y 4 euros. Las entradas solo se venderán el sábado, día 30, en el edificio Juan Infante. El festival adelanta su fecha de inicio con la exposición ‘Un mundo de títeres’, comisariada por la compañía asturiana Tragaluz Teatro, que se abrirá al público el 25 de mayo en el Museo Jesús Otero.

Desde el Centro, animamos a todas las familias a que participen en este fabuloso Festival pensado para un amplio disfrute tanto de la magia de los títeres como de la propia Villa, en la que muchos de sus históricos y emblemáticos edificios se convertirán en escenario para algunas de las actuaciones.

Adjuntamos el Programa del Festival:

manual3

manual

manual2

Un saludo

La dirección

Charla sobre riesgos asociados a las nuevas tecnologías y al uso de redes sociales

Les facilito estos enlaces de interés que considero son de utilidad para los padres que no pudieron asistir a la charla que Policía Nacional impartió el pasado lunes en su centro escolar.

Marta Carbajo González
Inspectora del C.N.P.
Delegada de Participación Ciudadana
Jefatura Superior de Policía de Cantabria

 

Oficina de Seguridad del Internauta 

Agencia Española de Protección de Datos

Seguridad web 20

Chaval.es en la Red

chavales

Fundación Alia2

familia segura

www.protegeles.com

Conexión inversa